Masajes Marisol

Tu masajista profesional

 

Introducción al masaje

Introducción al masaje

El vocablo "masaje" tiene su origen histórico en Francia, siglo XVIII, en la palabra "masser" para referirse a un conjunto de prácticas relajantes y médicas practicadas por el masajista y terapeuta sobre el paciente. En Europa existen tres grandes Escuelas de Masaje:
1) la sueca, enérgica y que abarca importantes zonas corporales;
2) la francesa, más delicada, y que usa técnicas más suaves y sutiles;
3) la alemana, con masajes más profundos y numerosas manipulaciones y presiones.
La piel es el órgano más extenso del cuerpo humano, el que ocupa una mayor superficie, y a través de ella, nos llegan las sensaciones táctiles y térmicas. Es el limite físico entre el exterior y el interior, la elástica envoltura que oculta y protege los órganos del ser humano. Constituye la vía de comunicación más próxima y directa e inmediata con otros ser humano.
Las manos son el instrumento esencial de contacto, pueden lograr que su energía atraviese el límite de la piel y llegue hasta los órganos más alejados de la superficie, aportando alivio, relajación y curación.
El masaje llega a adquirir su dimensión más justa cuando, conocidas las técnicas, el masajista las hace suya y las integra. El masaje es un contacto de cuerpo y alma, un viaje de transformación de un estado personal tenso a un estado de completa relajación. Sirve para combatir el estrés, liberar toxinas, tonificar y relajar los músculos y mejorar la circulación sanguínea con movimientos y presiones circulares.

El masajista y los productos

El masajista y los productos para el masaje

El instrumento más importante del masajista son las manos, que sirven para distribuir la presión según requiera el masaje, deben tener una temperatura agradable, estar limpias, flexibles y no estar tensas ni rígidas.
Las piernas del masajista han de estar ligeramente flexionadas para que el peso del cuerpo se repara por los miembros inferiores, evitando así las tensiones de la columna.
En el ejercicio del masaje profesional, las manos son actores relevantes y a ellas les compete el papel principal: el de comunicar información con el contacto con otro cuerpo. En el mercado existen numerosos aceites esenciales para el masaje y es conveniente que el masajista pueda preparar sus propios productos, dándoles un toque personal a su terapia y un aroma especial a su consulta.
Los aceites más significativos son: aloe vera (hidratante), argán (suaviza la piel), rosa mosqueta (envejecimiento), romero (dolores musculares), eucalipto (contracturas), salvia (dolores articulares), manzanilla (lesiones), albahaca (espasmos musculares), lavanda (retención de líquidos), ciprés (falta de tono muscular), enebro (sistema circulatorio), melisa (hipertensión), sándalo (depresión) y bergamota (ansiedad).

Clases y tipos de masajes

Clases y tipos de masajes

Masaje sensitivo: llamado también masaje "californiano" o relajador. Tiene su origen en el Instituto Esalen de California en los años sesenta y su finalidad principal es proporcionar bienestar, seguridad, calidad del tacto y conciencia sensorial. Consigue aumento de la sensibilidad, equilibrio energético, autoconciencia del esquema corporal y reconciliación consigo mismo y con el exterior.
Masaje terapéutico: llamado también "quiromasaje". Se utiliza para resolver leves alteraciones corporales. Se aplica sobre el sistema nervioso y sus principales indicaciones son: contracturas, musculares, problemas de circulación, fortalecimiento y tonificación en los tratamientos deportivos y estimulantes para la salud en general.
Masaje oriental: llamado también "shiatsu", que significa "presión con el pulgar". Designa una gran variedad de técnicas que siguen un principio común: la creencia en una fuerza vital conocida como "ki". Los cinco elementos distintos del universo son, fuego, metal, agua, tierra y madera. Cada elemento está asociado a un color, un sabor, una estación, una emoción y uno de los sentidos.
Masaje tántrico: etimológicamente "tantra" significa "tejido que expande la conciencia". Es un sistema científico, espiritual y artístico, que se fundamenta en la alineación y estímulo de los siete "chakras" de la psicología humana que cada persona posee. Sirve para recuperar el equilibrio energético proporcionar placer y relajación al cuerpo humano.
Masaje holístico: etimológicamente "holístico" procede de "holos" que significa total. Es el nuevo arte del masaje que combina amor, técnica, energía y sabiduría. Busca el equilibrio en todos sus aspectos y que el individuo se vea estimulado tanto en su zona física como en la energética, la emocional, la mental y la espiritual.
Masaje podal: llamado también "reflexoterapia podal". Es un antiguo método terapéutico que busca restablecer el equilibrio de la energía corporal a través del masaje en los pies. Consiste en la aplicación de un masaje específico en áreas y puntos reflejos de los pies. El término "reflejo" indica un fenómeno que aparece con carácter involuntario, en forma de respuesta motora, frente a un estímulo determinado, como consecuencia de una especial actividad del sistema nervioso. Existen principalmente dos tipos de "reflejos": los innatos o instintivos y los condicionados o aprendidos. Sirve para reducir el estrés, estimular la energía vital, conseguir relajación y bienestar, favorecer la respiración y mejorar la circulación sanguínea.

Contacto y tarifa

Contacto y tarifa

Correo electrónico:
  tubellaypreciosamasajista@hotmail.com
  tubellaypreciosamasajista@gmail.com
Número de móvil:
  680 80 86 63.
Horario ininterrumpido: de diez de la mañana a diez de la noche.
30 € media hora y 60 € una hora (en mi apartamento o estudio).
35 € media hora y 70 € una hora (desplazamientos o salidas a domicilios, hoteles y hostales de Madrid capital).